¿Cómo manejar los celos entre mis hijos? - Revista Yei! Social Kids

Revista Yei! Social Kids

  • Síguenos en:


¿Cómo manejar los celos entre mis hijos?.

Publicado por en  

detskaya-revnost_a96b8

Los celos es aquella sensación de enojo que sentimos tras considerar la amenaza de perder a alguien. Este sentimiento, es una sensación humana de lo más natural que existe, sin embargo, no quiere decir que sea sano.

A pesar de que los celos son muy comunes en relaciones maritales, también pueden observarse en otras relaciones, como con los de amigos, profesionalmente y hermanos. Esta última es en la que nos enfocaremos.

 

 

La situación más común donde podemos ser testigo de los celos entre hermanos, es en la llegada de un nuevo miembro de la familia.Los expertos del comportamiento humano aseguran que, cada vez son más las  familia que asisten a terapias porque su primogénito presenta problemas de carácter, como lo es el enfado continuo, tristeza, malestares físicos y pocas ganas de realizar tareas o hobbies, con las que jamás existieron problemas para ejecutarse.

 

Los psicólogos, atribuyen estas actitudes a un síndrome que el pequeño está experimentando: El síndrome del príncipe destronado.

 

Sucede cuando un nuevo hermanito llega a la familia y el hijo mayor comienza a sentir un cambio en la estructura familiar, es decir, la atención y el tiempo de parte de sus seres queridos que había completamente para él, comienza a ser compartido.

 

 

Y a pesar de que mencionamos que sentir celos es un hecho humano de adaptación que el menor tiene que pasar, es importante poner manos a la obra y evitar que sentimientos negativos crezcan.

 

¿Qué puedo hacer?

 

  • La seguridad de tu hijo mayor está en juego, es por eso que debes mostrarse empático y paciente a sus actitudes. No queremos decir que apruebes sus malos actos, pero es importantes que juzgues sus acciones y no a su persona. Evita el uso de calificativos.

 

  • Evita levantar la voz, sabemos que esta situación podría ponerse tenso, pero la mejor manera es dialogando con él. No reprimas sus sentimientos con gritos o actitudes agresivas, mejor enséñalo a expresarlos correctamente.

 

  • Intenta minimizar los cambios significativos en tu hijo, es decir, él, actualmente está pasando por un proceso de adaptación a este cambio, procura no cambiarlo de colegio o de casa.

 

  • Evita en la medida de lo posible que puedas, realizar comparaciones y competencias entre ellos. Seamos sinceros, a nadie nos gusta ser comparado con alguien más. Además que puedes promover un ambiente agradable, no uno donde deba existir un perdedor.

 

  • Refuerza su seguridad, deja que te ayude con el bebé, con actividades como: cuidarlo, bañarlo, o cambiarlo. Y no olvides elogiar su acción, un ¡Qué bien lo cuidas! ¡Eres el mejor hermano mayor! Nunca estará de más.

 

  • Comunícale a tus visitas que presten atención también a él.

 

  • No le rebates el tiempo que le dedicabas, es probable que tus tareas te tengan saturada, pero no olvides que también el mayor necesita de ti.

 

  • Muéstrale fotos cuando él también era bebé, donde le dan de comer, es abrazado y  frágil. Para que entienda que todos los seres humanos pasamos por esa época y que no es cuestión de sustituirlo.

 

  • Establezcan un momento para él, para que esté consciente de que los padres están ocupados y que no podrán hacer lo que desee en el momento que quiera.

 

Calmar los celos que los hijos pueden sentir podría sonar una tarea complicada, sin embargo, es indispensable que realicen actividades juntos para que todos se sientan importantes y  parte de la familia.

 

Ten paciencia ante esto, tu hijo necesita de tu seguridad y confianza.

 

 

 

 

 

Por: Fernanda Pacheco

Recibe antes que nadie los mejores artículos y eventos

Registrate ahora y recibirás un correo electrónico una vez que se publique nuevo contenido

Tus datos estarán seguros y no serán compartidos con nadie. Podrás darte de baja en cualquier momento.

Deja un comentario