Niños sanos, fuertes y felices ¿cómo lograrlo? - Revista Yei! Social Kids

Revista Yei! Social Kids

  • Síguenos en:


Niños sanos, fuertes y felices ¿cómo lograrlo?.

Publicado por en  

felices-3

El mejor medicamento para evitar numerosas enfermedades y problemas está al alcance de la mano.

 

Si queremos tener niños sin dislexia, déficit de atención, problemas de conducta violenta, obesos, con diabetes, un sistema de defensas bajo, con problemas asmáticos o con cáncer; debemos comenzar a entender el alcance del más poderoso “medicamento” o “detonador de enfermedades.” Me refiero a la comida, debemos aprender a usarla en la dosis correcta, en el balance adecuado y en el horario oportuno. A continuación, te comparto algunos tips:

 

1.- No permitas que comience su día sin un desayuno fresco y balanceado, debe comer algo dentro de la primera hora después de haber despertado.

 

2.- Todos los días, prográmale cinco horarios de alimentos: desayuno, intermedio, comida, intermedio y cena. En cada una, divide el contenido del plato en tres partes de igual tamaño: la proteína (pollo, pescado, res, huevo o lácteos) ocupará una de las partes; las otras dos, llénalas de verduras y toma siempre una pieza de fruta como postre. Por último, añade una pizca de grasa buena como aguacate, aceitunas, nueces, pistaches o cacahuates.

 

3.- Nunca dejes que pase más de cuatro horas sin hacer una comida, sin importar si tiene hambre o no. De hecho el mejor momento para comer es cuando no tiene hambre.

 

4.- Evita comprarle jugos o refrescos. Una bebida azucarada al día aumenta el riesgo de obesidad en niños en un 60%. Procura que tome por lo menos ocho vasos de agua natural al día.

 

5.- Dile no a los aceites vegetales para cocinar. Evita el aceite de girasol, canola, soya, coco, uva, etc. Las mejores opciones al preparar tus alimentos siempre serán a la plancha o al vapor. Si necesitas un poco de grasa usa el aceite de olivo refinado (en la etiqueta dice para salsas y pastas).

 
6.- Toma buenas decisiones. El reto comienza desde el súper, no lleves a casa alimentos chatarra. Evita esos pasillos de comida procesada y ve al área de comida fresca.

 

7.- Incluye ejercicio. Inscríbelo a alguna actividad que le parezca divertida o simplemente sal a caminar con él al parque.

 

8.- Dale todos los días un gramo de Omega 3 para consumo humano. Los omega 3 son nutrientes que el cerebro de tu niño necesita para garantizar un buen desarrollo y crecimiento. Además está demostrado que estos ácidos grasos tienen efectos positivos en niños con déficit de atención, alergias, problemas visuales y otros desórdenes de aprendizaje. Recuerda que no todos los suplementos de omega 3 son para el consumo humano, elige el mejor.

 

9.- Comienza tú como padre. No puedes pedirle a tu hijo que tenga hábitos saludables si tu no los tienes. Recuerda que “la palabra educa pero el ejemplo arrastra”.

 

10.- Nunca lo compares. Ámalo y ora por él todos los días.

 


 

 

Dra. Silvia Orozco Aviña
Maestría en nutrición clínica
Especialista en obesidad infantil
Facebook.com/drasilvialazona
Twitter @drasilvialazona

 

Recibe antes que nadie los mejores artículos y eventos

Registrate ahora y recibirás un correo electrónico una vez que se publique nuevo contenido

Tus datos estarán seguros y no serán compartidos con nadie. Podrás darte de baja en cualquier momento.

Deja un comentario